miércoles, 7 de septiembre de 2011

Perímetro abdominal, un semáforo en que fijarnos.

Los médicos, suelen dividir la obesidad en dos tipos, la que coloquialmente llaman "tipo pera", cuyo nombre es periférica o ginoide; más común en las mujeres donde se tiende a acumular grasa en muslos, glúteos y brazos. Y el otro tipo de obesidad que la central o androide también llamada "tipo manzana" donde la grasa se acumula  en la zona abdominal, cintura, etc.
Movilizar las grasas de la primera obesidad es más complicada, porque, para que lo entendamos, el organismo "destierra" ese exceso, en zonas "donde no molesten" y las mantiene ahí por si hicieran falta en caso de extrema necesidad, como pueden ser un parto, o lactancia en situaciones de escasez, por eso es más común en las mujeres.



El segundo tipo de obesidad, la androide, como su propio nombre indica, más común en los hombres (del griego Andros = hombre), es la obesidad más peligrosa. Puesto que, a diferencia de la anterior, el cuerpo almacena dichas grasas para tenerlas "a mano", por eso son más fáciles de perder, pero al mismo tiempo el tener grasa en la zona de la cintura, implica que la grasa también esté presente alrededor de órganos vitales, y es también por ello, por lo que esta obesidad se ha relacionado con mayor riesgo de contraer enfermedades cardiovasculares, hipertensión arterial, diabetes tipo II, y en general todas las enfermedades relacionadas con la obesidad.
Los médicos han tasado las medidas a partir de las cuales se tiene dicho riesgo, y son 102 cm de perímetro abdominal en hombres, y 88 cm en mujeres.
En otras ocasiones, cuando me ponía a dieta, semanalmente, además de pesarme, me medía el perímetro abdominal, el pecho, los brazos, y me tomaba la tensión. El último apunte que tengo de perímetro abdominal es  del 28 de octubre de 2010, que con mis 111 kilos, tenía un perímetro de 117 cm, esto es 15 cm por encima de los valores indicados. En esta ocasión he decidido no apuntar tanto, y centrarme en el peso, y ahora sí que he visto resultados (he llegado a pensar que daba mala suerte). Mi perímetro actual son 105 cm, ya muy cerquita de los 102, y espero que con los 7 kilos que me quedan por perder, pueda bajar de esa cifra sin problemas.
Por último indicar que para medir dicho perímetro, hay que situarse erguido y con los pies juntos. Si te puede medir alguien, mejor; si no, hay que procurar poner la cinta lo más horizontal posible y un poco por encima del ombligo. Tal y como muestra la imagen, y con el aire de los pulmones expulsado (en expiración).



Espero que esta entrada os anime a seguir con la dieta con el objetivo, al menos, de estar más saludable.

1 comentario:

  1. Me da rabia no haberme medido en su tiempo... pero bueno...de pecho ahora tengo 85 de cintura 72 o 74(no recuerdo ahora) y de cadera 94. (me gustaría bajar cintura sí pero es q ya no puedo más mi cuerpo no quiere rebajar más cintura....

    ResponderEliminar